Enfermedades del canario.

Enfermedades del canario endógenas.

1º. deficiencias alimenticias.

Es una causa muy común que provoca las llamadas enfermedades carenciales, son consideradas estas, la falta de alguna vitamina que conlleva a una mala regulación del sistema fisiológico del ave.

También puede dar lugar a un estado de perdida de peso excesiva y debilidad, que incluso puede originar la muerte del pájaro. Una mala gestión de la dieta en los canarios provoca serias enfermedades gastrointestinales.

2º Enfermedades infecciosas.

Normalmente provocadas por la invasión de algún agente patógeno. Existen tres tipos de enfermedades infecciosas:

a) Micosis; producida por hongos, que atacan a la piel y a órganos respiratorios.

b) Bacteriosis; enfermedades en los canarios producidas por bacterias, vegetales unicelulares, que en condiciones favorables se reproducen a gran velocidad.

c) Virosis; son producidas por virus, son los más difíciles de diagnosticar e curar.

Los antibióticos.

Un antibiótico ejerce dos tipos de acciones, una bactericida y otra bacteriostática. La primera, causa la muerte de la bacteria que invade el cuerpo, en el segundo caso inhibe la proliferación de la misma.

Continuamente se desarrollan nuevos antibióticos, cada vez más eficaces en el tratamiento bacteriológico de estos microorganismos.

Infecciones del aparato respiratorio.

ASMA.

Aparecen ruidos respiratorios entrecortados o silbantes, acompañados de respiración fatigosa y jadeante. Los sintomas son generalmente cansancio y tristeza.

Estos síntomas a parte del asma propiamente dicho, pueden corresponder a otras alteraciones patológicas, como por ejemplo:

Catarro; resfriado común, que puede derivar en neumonía.

C.R.D. enfermedad respiratoria crónica en los canarios, producida por la presencia del virus P.P.L.O. este virus puede estar presente en el canario sin que se produzca ninguna afección. Si aparecen otros gérmenes o circunstancias ambientales puede desarrollarse la enfermedad.

Este virus se contagia por la secreción de las glándulas nasales.

Su diagnostico lo debe determinar un profesional, con pruebas de laboratorio.

Esta afección se combate con el control de la temperatura, la humedad y la ausencia de corrientes. Aislar a los ejemplares sospechosos de estar enfermos. La limpieza extrema de utensilios y alimentos.

Tratamiento para el canario enfermo de C.R.D.

Antibióticos : – 1/2 gramos de dihidroestreptomicina y 1/2 gramos de estreptomicina.

Vitaminas: Vitmina A

Todo ello disuelto en 500 c.c. de agua.

Dosis: Durante 3 días consecutivos a todos los canarios y canarias , descanso de 3 días, y otra serie de 3 días de medicación.

Acariosis.

Esta enfermedad se lo localiza en el aparato respiratorio del canario, es debida a la de un arácnido derivado de los ácaros.

Su nombre es presternostoma tracheacolum, gran enemigo del canario y canarias.

Se aloja en las vías respiratorias y se adapta perfectamente a este entorno, son capaces de acabar con la vida del pájaro en pocos días.

Síntomas.

Respiración fatigosa y agitada, acompañada de quejidos continuos e incluso ruidos silbantes. Agitamiento de la cabeza y vómitos.

Estructura de este ácaro; este parasito es de cuerpo alargado y ovalado, mide aproximadamente entre 300 a 500 micras, su color es castaño oscuro o negro cuando esta lleno de sangre.

Es liso, las patas son fuertes, los primeros pares más largos y gruesos. Sus uñas o garras son fuertes. Vive adherido a las paredes de las vías respiratorias, recubierto de una mucosidad amarillenta.

Es necesario utilizar desparasitadores eficaces para evitar su proliferación. Una vez invadido el cuerpo del canario es muchísimo más difícil su curación.

Diferentes Ácaros que podemos encontrar en el canario

  • Acaro de las bárbulas de la pluma; se alimenta de materia grasa y descamaciones de pluma, rápida proliferación
  • Ácaro del plumón; principalmente alimentación de materia grasa.
  • Ácaro del cañón de pluma; se alimenta de sangre, ataca de noche y se oculta durante el día fuera del individuo.
  • Ácaro chupador de sangre; también se alimenta de sangre en este caso es un huésped perpetuo en el plumaje de ave.

¿Cómo notar la presencia de ácaros en el pájaro?

foto de parásito

El animal se mostrará inquieto y agitado, utilizara el pico para intentar quitarse de encima los inquilinos indeseables. Abusará del baño, utilizando incluso los bebederos.

Los extremos de la plumas aparecen roídos, incluso el raquis aparecerá herido, faltando algunas bárbulas.

Ácaro de la Bárbula de la pluma.

Su presencia puede ser notada a simple vista, extender el ala del pájaro y observarla a contraluz, se apreciarán unos pequeños puntos que se desplazan a lo largo de la Bárbula de las rémiges.

Ácaro del plumón.

Habita en las bárbulas del plumón, se aprecia a simple vista, el tercer para de patas están muy desarrolladas.

Ácaro del cañón de la pluma.

Está en el interior del cañón de la pluma, a diferencia de las plumas sanas, estas presenta un estructura hueca y traslucida. Si se efectúa una incisión longitudinal en el cañón afectado, brotará un polvillo que forman los ácaros y los huevos, así como sus tegumentos de las mudas.

Ácaro chupador de sangre.

Este parásito es muy dañino, se alimenta de la sangre del canario, debilitándole poco a poco.

Es de costumbres nocturnas, durante el día se oculta en junturas, huecos, etc. Sus colonias pueden superar el millar de individuos.

¿ Cómo combatir a los ácaros en los pájaros?

  • Utilizar insecticidas específicos para canarios.
  • Los insecticidas deben usarse directamente sobre el pájaro y pulverizar también la jaula.

¿ Cómo evitar la invasión de ácaros en las jaulas de los canarios ?

  • La higiene es el principal factor que alejara a los parásitos del entorno de nuestro animal. Poner especial atención en los saltadores, rincones y recovecos.
  • El modelo de jaula es principalmente importante; deben ser fáciles de limpiar y sin fisuras ni grietas.
  • Para una limpieza profunda utilizar agua hirviendo, sumergiendo la jaula completa 2 minutos.
  • Los saltadores siempre deben ser macizos.

Difteroviruela.

Esta enfermedad es casi siempre mortal y altamente contagiosa para el canario.

El agente es un virus, el denominado borrelliota fringillae.

El modo de infección es muy variado; a través de zonas carentes de plumas, cadáveres de pájaros , contactos con animales enfermos, alimentación o de utensilios usados.

Normalmente a la s 24 horas de la infección el virus pasa al torrente sanguíneo, distribuyéndose por todo el organismo. Provoca erupciones variólicas.

En condiciones generales el pájaro presenta congestión de las mucosas, aparición de nódulos blancos, hemorragias, desecación de estas y formaciones de costras.

La enfermedad y su proceso dura aproximadamente 25 a 30 días, si el animal la supera quedará inmunizado para toda la vida. Normalmente a partir del sexto día comienza la mortandad.

Tratamiento:

a) profilaxis; vacunación preventiva, para evitar la infección.

b) Cloranfenicol; se recomienda el uso de este antibiótico en su forma de palmitato de cloromicetina. La vía oral da buenísimos resultados, existen también pomadas para el tratamiento de la piel.

Infecciones del aparato digestivo.

Glositis hipertrófica.

Infección de carácter inflamatorio, afecta a la boca del canario y a la lengua. Esta presenta un nódulo blanquecino constituido por fibrina. la lengua se convierte en un órgano purulento. el animal permanece con el pico abierto.

El pájaro no puede alimentarse, de no tratarse adecuadamente provocará la muerte del ejemplar.

Tratamiento.

La intervención debe ser muy rápida, se usará un antibiótico de alto espectro, como la tetraciclina o cloranfenicol en el agua del bebedero e incluso directamente aplicado en la lengua.

Se puede usar un algodón impregnado de azul de metileno al 1% o glicerina yodada, teniendo la precaución de evitar la ingestión del producto.

La alimentación con semillas duras, será sustituida por pastas blandas a base de leche.

Suministraremos complejo de vitamina C y zumos de frutas frescas.

Si el animal está en fase avanzada acudir a un veterinario.

Diarreas.

La diarrea no es una enfermedad como tal, sino que se trata de un síntoma en alguna afección del aparato digestivo.

La examinación de las heces del pájaro puede llevarnos a saber de que enfermedad se trata.

Como norma en caso de diarreas, eliminaremos de la dieta todo tipo de verduras.

Enfermedades del intestino del canario.

Enteritis.

Los orígenes de esta enfermedad pueden ser por la ingestión de alimento en malas condiciones, difíciles de digerir o agua corrompida o contaminada en el bebedero.

Síntomas.

Excrementos líquidos incoloros o con sangre, vientre de color rojo e inflamado. El pájaro alterna momentos de fatiga con otros de normalidad. La pluma se eriza y la mirada del canario es de tristeza.

Tratamiento.

Se usará compuestos a base de estreptomicina, cloranfenicol y tetramicina. En caso de hemorragia suministrar vitamina K.

Alimentación.

Añadir a la dieta pan empapado en leche; suprimir las semillas excitantes o indigestas.

Avalure.

Conocida también como gastroenteritis subaguda, esta infección afecta al estomago e intestino de los canarios, la enmarcamos en el cuadro de enfermedades graves.

Particularmente puede presentarse en individuos de entre dos y tres meses de edad.

Las causas principales están en la alimentación, en estas edades el animal aún debe ser alimentado de pastas blandas, es ahí donde puede erradicar la infección.

Los síntomas son una perdida de apetito notable, aparición de deposiciones diarreicas y sed intensa. El desarrollo de la enfermedad pasa por varias etapas; en la primera de cuarenta y ocho horas a una semana, los sintimas explicados anteriormente se recrudecen, el abdomen aparece muy inflamado, los instentinos se transparenta a través de la piel.

Seguidamente el ave experimenta un periodo de estreñimiento, con intensos dolores al intentar defecar, pierde peso; aunque intenta comer permaneciendo siempre al lado del comedero no logrará tragar la comida.

Posteriormente si se ha llegado a este estado le sobreviene la muerte.

Tratamiento.

Antibióticos de alto espectro (tabernil total) junto con una dosis de choque de complejo vitamínico (tabernil A,D, E); el proceso debe revertirse aceleradamente para tener éxito.

Paratifosis del canario.

Infecciones localizadas en el intestino, producidas por un grupo de bacterias de las salmonelas.

en esta afección también intervienen otros tipos de gérmenes como tíficos y colibacilos. Estos patógenos muy difíciles de controlas.

La enfermedad ataca principalmente a los testículos y ovioducto. En época de cría los reproductores portadores transmiten la enfermedad a su prole. Estos perecerán en el interior del huevo o los pocos días de nacer.

A los tres o cuatro días de nacer y hasta los nueve días, los afectados dejan de ser alimentados por sus padres, las costillas se enrojecen, el tórax se descarna, el cuello aparece curvo enseñado las vertebras que lo componen.

en la zona del hígado aparecerán manchas, los intestinos se inflaman y en alguna ocasión el ano se tapona con una pasta de aspecto yesoso.

Tratamiento.

Empleo combinado de cloranfenicol y tetramiciclina.

Cómo prevenir la paratifosis.

Eliminar como reproductores a los ejemplares que alguna vez hayan estado enfermos, aunque aparentemente se observen ya curados. Realizar tratamientos preventivos durante todo el año. Para ello podemos suministrar un antibiótico de alto espectro cada veinte o veinticinco días.

Suministrarle alimentación para la reparación de la flora intestinal.

Coccidiosis.

Esta enfermedad es producida por unos parásitos pertenecientes al grupo de los protozoos, los denominados coccidios.

Son endoparásitos, es decir, se alojan en el interior del organismo del canario. Normalmente se encuentra en el tubo digestivo, exactamente en el interior de las células del mismo. Cuando llega el momento de la reproducción de este parásito segregan una membrana que se transforma en un quiste.

Dentro de este quiste, el núcleo del organismo se divide repetidas veces, esto dará lugar a un gran número de núcleos hijos, que a su vez repetirán el ciclo, multiplicando así la infección.

Posteriormente el parasito pasa al estomago, extendiéndose así por el tubo digestivo, esto sucederá entre 4 y 8 días, desde la ingestión del esporozoito.

Síntomas de la infección.

Normalmente esta infección ataca a los individuos más jóvenes, por ser menos resistentes.

Produce graves daños en la mucosa intestinal, llegando incluso a destruirla. Produciendo hemorragias que se pueden observar en los excrementos.

Los síntomas más llamativos es el abatimiento, excrementos líquidos y el ano aparece obstruido; en las deposiciones puede existir la presencia de sangre.

Cómo se produce el contagio.

La propiedad de infección la posee el quiste o la espora. normalmente se encuentra en las deposiciones de los canarios, que mezclándose con desperdicios y comida, son ingeridos por ejemplares sanos.

Como norma general para evitar contagios, como siempre una pulcra limpieza de la jaula; suelos y bebederos.

Tratamiento de la coccidiosis del canario.

Trata con una combinación de antibiótico y sulfamidas. Podemos suministrar cualquier medicamento empleado para otro tipo de aves, como las gallinas, y suministrar la dosis adecuada al peso del animal.

Colibacilosis.

Producida por un germen de la familia de los coliformes; «Escherichia coli«. Como el anterior también se aloja en el intestino del canario.

Este parásito además de encontrarse en los pájaros, también podemos localizarlo en los mamíferos e incluso en el hombre.

No se trata de una enfermedad mortal, sino de una afección que puede estar latente en el animal, sin que se produzca su desarrollo.

Normalmente el contagio se produce de padres a hijos de forma patógena.

Su diagnostico es sencillo, pues las defecaciones se producen de un color blanquecino.

Tratamiento.

Los antibióticos más eficaces son el cloranfenicol y la tetraciclina, pudiendo emplear una mezcla de ambos.